miércoles, 23 de enero de 2013

Miles de Golden Retrievers para estudiarlos en vida dirigido a comprender el cáncer del perro.



Cuando Jay Mesinger oyó acerca de un estudio que buscaban Golden Retrievers para ayudar a combatir el cáncer canino, inmediatamente inscribió a Louie de dos años de edad.
Él y su esposa sabe de primera mano el número de víctimas de cáncer canino: Louie es su cuarto Golden Retriever. Los tres primeros murieron de cáncer.
"Todos ellos tenían una vida larga pero fueron llevados por complicaciones de un tipo de cáncer u otra", dijo el empresario Boulder, de Colorado.

Para Louie y los 2.999 Goldens Retrievers de pura raza, de otro modo, será el estudio de toda la vida. Sus vidas - por lo general un período de 10-a-14-años – que se les realizarán un seguimiento de los riesgos genéticos, nutricionales y ambientales para ayudar a los científicos y veterinarios para poder encontrar las maneras de prevenir el cáncer canino, ampliamente considerado como la causa número 1 de muerte en los perros viejos, dijo Dr. Rodney Page.

El Estudio de vida del Golden Retriever, será el estudio del perro más grande y más largo jamás realizado, dijo el Dr.Page, el investigador principal del estudio, profesor de oncología veterinaria y el director del Flint Animal Cancer Center en Colorado State University.
El estudio se centrará en tres tipos de cáncer que pueden ser fatales para los perros, incluyendo el cáncer de hueso, el linfoma (cáncer de los ganglios linfáticos) y un tipo de cáncer en los vasos sanguíneos llamados hemangiosarcoma, dijo el Dr. Page. También espera que los datos para obtener información sobre las enfermedades de otro perro, como la artritis, displasia de cadera, hormonales, trastornos de la piel y la epilepsia, dijo.
 El Morris Animal Foundation, con 64 años de edad, un grupo con sede en Denver, está proporcionando gran parte de los $ 25 millones necesarios para el estudio. El resto será financiado a través de donaciones públicas online que permiten a las personas a patrocinar uno de los 3.000 voluntarios caninos.
El estudio está reclutando Golden Retrievers de pura raza menores de 2 años cuya genealogía se remonta por lo menos tres generaciones. La raza fue elegida porque son muy comunes. Ellos son la raza de perro entre el cuarto o quinto más común reconocido por el American Kennel Club. Son excelentes compañeros para las personas y se encuentra en todos los ámbitos de la actividad humana ", dijo el Dr. Page.
Los investigadores buscaban perros jóvenes porque "poder conocer la historia de su vida ofrece enormes ventajas", dijo el Dr. Page. Las personas involucradas en el estudio compararon la obra al estudio del corazón de Framingham, que ha seguido la pista a un grupo de seres humanos y sus descendientes de Framingham, Massachusetts, desde 1948.

La Dra. Nancy Bureau, veterinaria de Mesinger en el Alpine Animal Hospital en Boulder, dijo que dada la esperanza de vida condensada de un perro, esto no podría llevar una década para ver los resultados del estudio.

"Antes de que este grupo de perros voluntarios hayan dejado este mundo, esperamos tener los datos para ayudar e incluso a ellos", dijo.

Un estudio piloto de 50 perros se inició en agosto de 2012, el Dr. Page dijo que los resultados preliminares de ese primer grupo debería estar listo pronto y los informes de los resultados podrían estar posiblemente en un año.


El trabajo en el estudio comenzó hace unos cuatro años. Después se aprobó el financiamiento, los equipos científicos y de investigación se formaron en la base de datos que fue creada, en un bio-laboratorio que se encontró para almacenar las muestras y un cuestionario escrito.

El reclutamiento de los perros voluntarios se espera que se haga en dos años, con la mayor parte de lo gastado en la verificación de la elegibilidad y participación. El Dr. Page dijo que se tarda unas cuatro semanas para verificar el pedigree y la salud, y asegurarse de que el propietario de un perro y el veterinario van a participar. Hasta el momento, 200 perros han aceptado la invitación, y otros 600 están en lista de espera.

La Dra. Bureau, que también tiene un cliente Golden Retriever en lista de espera, dijo que es un privilegio ser parte de un estudio pionero. Aparte de los investigadores, los veterinarios participantes tienen probablemente la mayor parte del trabajo - tienen que presentar muestras de sangre, orina y cabello durante los exámenes anuales y el informe cuando tratan a un perro voluntario por cualquier razón.

Los líderes del estudio no intervendrán ni recomendarán ningún tratamiento, dijo Dr. Page. "Vamos a trabajar con los veterinarios que trabajan con los animales domésticos. Vamos a catalogar todas las cosas que pasan, la historia médica, la dieta, el medio ambiente y las exposiciones."

Los veterinarios esperan que el estudio finalmente, pueda beneficiar a los seres humanos. Los investigadores prestarán una especial atención a la obesidad de aparición temprana en los perros para ver cómo se relaciona con la diabetes, dijo el Dr. Page.

Los años del perro son un beneficio para la investigación de enfermedades que se encuentran en los perros y en los humanos, ya que el estudio de un perro durante 10 años es similar al estudio de un ser humano durante 60 o 70 años, dijo el Dr. Wayne Jensen, director científico de la Morris Animal Foundation y director ejecutivo .

"Hay muchos ejemplos en los factores de riesgo en los perros también han sido encontrados en la gente", dijo el Dr. Jensen.

El estudio también tratará de medir factores en la vida de un perro, por ejemplo, cómo la diversión y el amor de un propietario pueden afectar a la salud del animal y la longevidad. Eso se intentó a través de preguntas sobre el número de niños u otras mascotas en la familia del propietario, la cantidad de tiempo que pasamos juntos - y el lugar donde el perro está durmiendo.

Mesinger sabe que la respuesta a esa pregunta, es en la parte superior de su cabeza: "En la cama, con mi esposa y con migo"
Dr. Rodney Page.
Una conversación con Rodney Page, DVM

El 1 de julio, el Dr. Rodney Page, DVM, se convirtió en director del Colorado State University’s Animal Cancer Center después de 11 años en la Cornell University College of Veterinary Medicine. En Cornell fue presidente de Ciencias Clínicas, director fundador del Sprecher Institute for Comparative Cancer Research y director administrativo del Programa Breast Cancer and Environmental Risk Factors. Pero el Dr. Page no es nuevo en Colorado.

Dr. Page: Fui a la escuela de veterinaria aquí, y aunque el Centro de Cáncer Animal no se había desarrollado formalmente cuando yo era estudiante, he optado por especializarme en el cáncer debido a la influencia de la facultad de la escuela de veterinaria. Ahora es el centro comparativo de cáncer más prestigioso del mundo.

Pregunta: ¿Qué es un centro de oncología comparativa?

Dr. Page: Es un centro que se centra tanto en la atención clínica y la investigación, en el control del cáncer en los animales de compañía, así como en los seres humanos. Utilizamos muchas de las ventajas únicas de los animales domésticos en investigar la causa que desarrolla cáncer, la prevención y el tratamiento del cáncer en beneficio de todas las especies. El National Cancer Institute (NCI) tiene un Programa de Oncología Comparada, y cerca de 15 centros de todo el país compiten por los fondos para estudiar el cáncer en los animales de compañía como un sistema modelo para los seres humanos. El CSU es el más grande y el mejor, por supuesto. Las lecciones que aprendemos sobre el cáncer en las mascotas pueden ser aplicadas a los seres humanos con mayor precisión, en muchos casos, como los datos de los modelos de roedores utilizados en la mayoría de los laboratorios.

P: ¿Cómo es el tratamiento y la investigación en los animales con cáncer para aplicarlo al cáncer humano?

Dr. Page: Los perros y los gatos viven en el mismo entorno que nosotros. Ellos se ven afectados por las decisiones de las exposiciones ambientales, nutrición y estilo de vida, como nosotros. Reciben muchos de los mismos tipos de cáncer y el curso clínico es muy similar. El NCI reconoce al perro como un modelo relevante en el estudio de los cánceres comunes, como el linfoma, el cáncer de hueso, el melanoma y el cáncer de mama. Muchos de los principales centros oncológicos integrales en el país se han desarrollado las afiliaciones con instituciones veterinarias para promover estudios complementarios. CU Cancer Center y la CSU ha estado afiliado durante más de 20 años.

P: ¿Qué estamos aprendiendo de otras especies?

Dr. Page: He tenido experiencia con algunos sistemas animales únicos e interesantes que desarrollan espontáneamente tipos específicos de cáncer. Por ejemplo, la gallina doméstica es un modelo para el que le ocurre espontáneamente el cáncer de ovario en la mujer. Hasta el 50 por ciento de las gallinas mantenidas en cautiverio, son propensas a desarrollar cáncer. Esto se cree que resulta de la tensión diaria, la ovulación continua durante la vida útil de la gallina. Los Biomarcadores de diagnóstico precoz son más fáciles de identificar con una población de este tipo. Las similitudes moleculares entre los cánceres de ovario en las gallinas y en las mujeres sólo tiene un punto de apoyo en los últimos cinco o diez años, pero este recurso único puede dar pistas para muchas cuestiones importantes para el cáncer de ovario en las mujeres.

La marmota es un excelente modelo de [cáncer de hígado] debido al virus de la hepatitis marmota. El Carcinoma hepatocelular humano es una causa principal de muerte en el mundo del cáncer y el modelo de marmota se ha usado con éxito para investigar los compuestos antivirales y cáncer.

Uno de los más extraños modelos de cáncer es la almeja. El agua contaminada alrededor de Buzzards Bay, Massachusetts, se ha remontado a la leucemia en la población de almeja. Hay probablemente muchos de estos potenciales "los canarios en la mina de carbón" que se relacionan con los efectos ambientales de la contaminación sobre los organismos que comparten nuestro hábitat y que podría afectar la salud humana.

P: ¿Por qué tiene sentido para la CSU poder formar parte de la Universidad de Colorado Cancer Center?

Dr. Page: Traemos recursos que complementen al CU Cancer Center, y podemos aprovecharnos el uno al otro en los recursos de maneras mutuamente beneficiosas. Nuestra fuerza se basa en los estudios paralelos clínicos con los animales de compañía, que desarrollan el cáncer que se gestionan con el mismo cuidado que los estudios en humanos. Además, como los veterinarios, tenemos la experiencia para ayudar a otros proyectos de cáncer comparativos, lo cual es crítico para la investigación básica y traslacional que hacemos. CU Cancer Center y la CSU han tenido una afiliación formal desde hace más de 20 años. El CU Cancer Center Pharmacology Core, por ejemplo, proporciona análisis de los medicamentos para los miembros de CU Cancer Center, y está situado en la CSU y dirigido por el Dr. Dan Gustafson, uno de los miembros de nuestra facultad. El CU Cancer Center admite directamente la función principal. Podríamos considerar cómo otras funciones básicas pueden ser desarrolladas en colaboración.

También podríamos desarrollar más educación sobre el cáncer y las oportunidades de difusión para servir el norte de Colorado, y tal vez reducir el costo de hacer negocio mediante la localización de algunos de los recursos colectivos a Fort Collins desde Denver. Entrevista por: CU CANCER CENTER en el: C3 MAGAZINE, DOCTORS, MEET THE EXPERTS,

Por: Erik Farinna, Psicólogo Canino y Adiestrador Profesional

Correo: psicolmascot@gmail.com  Tlf: 659 96 27 47

No hay comentarios:

Publicar un comentario